El suicidio: cómo aparecen los pensamientos suicidas

Aislarse de todo y tener pensamientos suicidas - Psicologos BarcelonaLa idea del suicidio

Aunque sea algo de lo que muchas veces se evita hablar, es importante desvelar todo aquello que envuelve a este tema.

La idea del suicidio se basa en pensamientos que puede experimentar una persona acerca de la posibilidad de quitarse la vida de forma intencional y planificada. Dichos pensamientos suicidas pueden aparecer de manera puntual o recurrente y suelen estar unidos a un intenso dolor emocional o sufrimiento. Y la idea de suicidio aparece por la necesidad intensa de acabar con ese dolor o situación de indefención.

En la mayoría de los casos, ese dolor suele estar acompañado de depresión, de apatía, de la pérdida de toda esperanza, de impotencia, de pesimismo, de vergüenza, etc.; y de mucho sufrimiento. 

¿Qué síntomas son indicios claros de que existen pensamientos acerca del suicidio?

Existen varios signos que pueden alertar de que alguien esté teniendo este tipo de pensamientos. Aunque, también frecuentemente se dan casos en los que no es posible percibir señales o indicios de la ideación suicida.

En los casos en los que estos signos son visibles, a nivel conductual puede que aparezcan, entre muchas otras:

  • Tendencias autodestructivas.
  • Consumo de drogas o alcohol.
  • Cambios repentinos del estado de ánimo.
  • Comportamientos de riesgo.
  • Aislamiento social.
  • Pérdida de interés por las cosas e introversión desmedida.

Por otra parte, a nivel cognitivo puede aparecer: falta de memoria, falta de concentración, incapacidad para afrontar responsabilidades o desempeñar algunas tareas, etc.

Y, por último, a nivel físico podrían ser algunos síntomas: la pérdida o aumento de peso de forma notoria, el insomnio o problemas relacionados con el sueño, la falta de higiene personal, etc.

No obstante, es importante recalcar que son igual de frecuentes los casos en los que se detectan algunas de estas señales, tanto como casos en los que no hay síntomas visibles que puedan servir de alerta.

suicidio - Psicologos BarcelonaLas causas de la aparición de estos pensamientos suicidas pueden ser variadas y muy distintas según cada persona.

Sin embargo, y aunque también se ha demostrado que pueden existir desencadenantes genéticos, en general estos pensamientos suelen experimentarse cuando la persona siente que la única solución a ese dolor profundo o situación de indefención es quitarse la vida.

Cuando se ha sufrido algún hecho doloroso muy intenso o una pérdida importante que genera cierto bloqueo con inmenso sufrimiento, culpa o vergüenza, es posible sentirse acorralado emocionalmente. También surge la sensación de no tener el control sobre aquello que provoca un hondo dolor. Y surge el deseo de que ese dolor acabe cuanto antes, sin ser capaz de valorar otras alternativas.

¿Cuáles son los factores de riesgo?

Existen varios factores de riesgo que pueden desencadenar la idea del suicidio

A nivel biológico se ha demostrado que las personas con ideación suicida pueden padecer un descenso de serotonina o desequilibrio en la dopamina y adrenalina.

Suicidio - Psicologos BarcelonaAun así, algunos de los factores de riesgo que pueden aparecer son:

    • Perder a un ser querido.
    • Abusos sexuales o violación.
    • Diagnósticos de salud graves, terminales o de incapacidad.
    • Problemas laborales o escolares.
    • Bullying o acoso durante períodos prolongados.
    • Intentos suicidas en el pasado.
    • Consumo de sustancias nocivas.
    • Falta de apoyo social o familiar.
    • Problemas mentales.
    • Antecedentes familiares.
El intento de suicidio…

Cuando alguien tiene ideas suicidas, o incluso ha llegado a intentarlo, es muy probable que queden huellas de ello en su vida emocional. Es posible que aparezcan sentimientos de vergüenza, de culpa, de frustración, de desesperanza, o incluso de humillación. Cuando alguien está luchando contra esos pensamientos también pueden aparecer secuelas serias que terminen repercutiendo de manera negativa en el buen funcionamiento del organismo. Por eso se trata de un factor de riesgo que debe ser tratado con urgencia ante la mínima sospecha y abordar los motivos de fondo que están ocasionando la idea del suicidio.

¿Cómo ayudar a alguien que tiene pensamientos suicidas?

Si sabemos o sospechamos que alguien puede estar pasando por esto debemos tomarlo como algo serio. Se trata de una situación difícil en la que, en muchas ocasiones, no sabemos qué hacer o cómo reaccionar.

No existe un manual para actuar. Y estemos o no capacitados para gestionar la situación lo más importante es hablar con esa persona e intentar que exprese cómo se siente. Será primordial prestar todo nuestro apoyo, ayudarle y animarle a que busque ayuda profesional, siempre desde el respeto y sin hacer que la persona se sienta juzgada.

Debemos intentar hacerle ver que hay otras alternativas para menguar o acabar con ese dolor, que es posible superarlo y salir adelante.

Ser una red de contención para quien tiene pensamientos suicidas - psicologos barcelonaAlgunos consejos más…

Si existe alguna señal de que la persona está presa de la idea del suicidio o de que pudiera volver a intentar atentar contra su vida, lo más importante es saber empatizar con su sufrimiento. Intentar ponerse “en sus zapatos” y ver la situación desde su perspectiva, dejando a un lado nuestros propios prejuicios o ideas preconcebidas.

Por otro lado, es esencial hacerle compañía y que no se sienta solo/a, dándole espacio y ayudando a que se exprese cuando lo necesite. Para ello es realmente útil hablar en positivo. También es de gran ayudar buscar actividades agradables en las que pueda involucrarse, hacer que intente mantener contacto con su red de contención (amigos, familia, etc.), estar pendiente de la persona, ayudarle a buscar recursos para no padecer una recaída. Y, por supuesto, NO JUZGAR.

Y recuerda que en España existe una línea telefónica que atiende 24 horas al día, los 7 días de la semana, en la que es posible encontrar ayuda para este tipo de situaciones:
📞 717 00 37 17

Contamos con centro en Madrid y Barcelona. Puedes contactar con nosotros a través de los siguientes teléfonos: 
Madrid 📞 91 091 4383 | Barcelona 📞 93 100 4963
En caso de no poder acudir a ninguno de nuestros centros, podrás realizar la consulta por videollamada.

Los comentarios están cerrados.

Este sitio web utiliza cookies propias para poder optimizar su visita a la página y cookies de terceros para recoger información sobre sus visitas y el uso de nuestra web. Vd. puede permitir su uso, rechazarlo o cambiar la configuración cuando lo desee. En caso de seguir navegando, se considerará que se acepta el uso. Más información: Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies